Guía para disfrutar del Cabo de Gata de Almería

0

El Parque Nacional Cabo de Gata, situado en la ciudad de Almería, conserva su belleza natural, ya que en él aún quedan extensos espacios que no han sido ocupados por la masificación urbanística relacionada con el turismo. Por ello mismo, se trata de un lugar muy singular que cuenta con una gran belleza dada por sus maravillosos paisajes. Este parque no es como cualquier otro puesto que sus mágicos detalles han sido conservados a pesar del paso del tiempo y se guardan para sus visitantes. Los hoteles en Cabo de Gata son ideales tanto para las vacaciones en familia como para pasar unos días en pareja o con amigos.

Se trata de alojamientos con una ubicación privilegiada, ya que están muy cerca del mar y, por tanto, tienen fácil acceso a la playa. Además, alguno de ellos tiene acceso directo al Parque Nacional y por ello puede disfrutar de su naturaleza. Los turistas que lo deseen pueden visitar una exposición educativa que explica el origen y las principales características del Parque. Asimismo, pueden ver el Faro de Cabo de Gata y algunos miradores con vistas preciosas de parte de los acantilados. Algunos de estos son el del Arrecife de las Sirenas, el de la Amatista o el de Los Muertos. Todos ellos tienen fácil acceso en ellos existen puntos de información turística y pequeñas tiendas en las que se ofrece la posibilidad de comprar algún recuerdo, cuadros o mapas, entre otras cosas.

También se puede visitar el Pozo de los Frailes, que lleva a la playa de San José. Otro lugar conocido es la población de la Isleta del Moro, donde empieza un sendero que lleva hasta los Escullos. Durante el recorrido por el paseo, que dura aproximadamente una hora, se pueden visitar playas y acantilados. En Rodalquilar, donde se sitúa la Casa de los Volcanes, se puede visitar un jardín botánico, denominado Albardinal en el que se pueden contemplar diferentes especies vegetales y se puede hacer el Sendero del Cerro del Cinto, una curiosa ruta casi volcánica que pasa cerca de las Minas de Oro de Rodalquilar.

Isleta del Moro

Isleta del Moro

Además, los turistas que visiten todos estos lugares pueden disfrutar de la gastronomía típica de la zona: migas, carne al ajillo, tortas de aceite, pescado, gazpacho… Para aquellos que no sean muy amantes de la comida tradicional se ofrecen actividades de ocio muy variadas para todos los gustos. El Cabo de Gata brinda óptimas condiciones para el buceo y snorkel ya que sus fondos tienen tanto zonas arenosas como otras de vegetación y roca, lo que ofrece paisajes con visibilidad y limpieza, gracias a la escasa población humana. Además, la zona se caracteriza por inviernos bastante suaves, lo que permite hacer la actividad casi en cualquier época del año.

Otra manera de conocer la costa del Parque es bordeándola con un kayak o con una piragua dentro del mar. De esta forma, se podrán ver los acantilados desde una posición privilegiada, que dejan ver algunas cuevas formadas por el oleaje. Además, esta actividad, que se puede realizar en grupo, permite disfrutar de un baño en calas solitarias.

Hay muchos tipos de deportes acuáticos permitidos en el parque: alquiler de velero para realizar travesías, excursiones en barcas a motor, kitesurf, windsurf y otras muchas posibilidades.

Si al final te decantas por unas vacaciones en Cabo de Gata, echa un vistazo a nuestro artículo de Qué ver en Cabo de Gata. Tienes una ruta para 2, 3 o 4 días por la zona. Si te gustan destinos como este, seguramente te gustará esta ruta por las mejores playas de Ferrol y turismo activo en Ferrol. o visitar los pueblos con encanto de Cádiz.

¿Y si nos votas? Gracias :)

Leave A Reply